Nacional    Economí­a    Comunicados   

cataluntildea balear

Baleares crecerá hasta el 3,3% en 2015, Comunidad Valenciana presenta una previsión de crecimiento del 2,7% para este año y Cataluña aumentará su PIB hasta el 3,2%, según los últimos datos disponibles.

Según la previsión de crecimiento del PIB para 2015 y 2016, Baleares crecerá hasta el 3,3% y el 3,0%, respectivamente. Ello propiciará la creación de 38 mil puestos de trabajo durante este bienio. Unas buenas cifras que llegan respaldadas por la progresiva recuperación de la demanda interna en 2014 y por una inversión residencial que parece dejar atrás la etapa recesiva del ciclo. Sobre la buena evolución del consumo interno, cabe mencionar que la demanda del sector baño en Baleares fue de 61,23 millones de euros el pasado año y de 67,55 millones la demanda del sector cocinas. Por sectores, el actor principal de esta buena dinámica durante el pasado año volvió a ser el sector servicios y más concretamente la rama de comercio, que, apoyada en la buena evolución del turismo, acumula cinco años consecutivos de aportaciones positivas al crecimiento balear. Un buen ejemplo de que las Islas Baleares están en el camino de la recuperación económica lo encontramos en su mercado inmobiliario, pues durante 2014 la región experimentó un aumento de ventas de viviendas superior a la media nacional, en parte debido al buen comportamiento exhibido por la demanda externa. 

Sin embargo, si hay un sector en la región insular que destaque es el sector turístico, que constituye el motor principal de la economía balear y que durante los últimos cinco años ha respaldado un paso más liviano por el ciclo recesivo y una mayor aceleración de la actividad en la recuperación económica. En este contexto, los datos conocidos de 2015 adelantan una continuidad del ritmo de crecimiento de la entrada de turistas en la región apoyado en factores como la mejora de la demanda interna europea y española. Por último, en lo que respecta a su mercado laboral, los datos del primer trimestre de 2015 mantienen la tendencia de creación de empleo. Con todo, pese a la rápida recuperación del mercado laboral, el desempleo en la región se mantiene 11 puntos por encima de su nivel en 2007 y las ratios de productividad mantienen una senda de descendente respecto al agregado de España.

La Comunidad Valenciana crecerá hasta el 2,7% en 2015

Similar situación es la de la Comunidad Valenciana, donde la previsión de crecimiento del PIB para 2015 fue del 2,7% con amplias posibilidades de mantener este ritmo de actividad en 2016 (2,6%), según indica el análisis realizado por BBVA Research. Detrás de este mayor dinamismo se encuentra la fortaleza mostrada por la demanda interna, la evolución saludable de sus exportaciones y una mejora en el mercado inmobiliario. Una fortaleza de la demanda interna en la comunidad que tiene su reflejo en los sectores de cocina y baños pues, en 2014, los valencianos invirtieron 286,22 y 259,42 millones de euros en estos dos sectores, respectivamente. En el lado negativo, los datos de 2014 referentes al sector turístico revelaron una desaceleración en la entrada de turistas, tanto extranjeros como nacionales, debida a una disminución de las entradas de viajeros británicos, principal mercado emisor extranjero en la región valenciana. Por último, en lo que concierne a su mercado de trabajo, la Comunidad Valenciana registró durante el año pasado el tercer mayor incremento de trabajadores afiliados a la Seguridad Social (SS), al tiempo que se mantiene vigente la senda de reducción del paro registrado que comenzó en el segundo trimestre de 2013. Pero pese a los buenos datos, la mayor incertidumbre en la región se cierne sobre el proceso de consolidación fiscal y, adicionalmente, la productividad. Ésta se sitúa todavía por debajo de la media española, lo que supone un lastre para el proceso de convergencia con las principales regiones de España y Europa.

Cataluña, en la senda de la recuperación

Desde finales de 2014, la actividad económica y la creación de empleo se han vuelto a acelerar de forma contundente en Cataluña. De hecho, tanto a lo largo de 2015 como en los siguientes trimestres la tendencia de mejora ha continuado, apoyada en diversos factores tanto internos como externos. De ahí que los analistas de BBVA Research justifiquen la revisión al alza de la previsión de crecimiento en un 2,5% para 2016. Si se cumplen las estimaciones, Cataluña crearía 200.000 puestos de empleo al final del bienio. La comunidad catalana ha experimentado un incremento de la aportación al crecimiento del PIB por parte de la demanda interna, favorecido por una aceleración del consumo en 2014, principalmente en la segunda parte del año. En esta línea, la demanda del sector baño en la zona fue de 385,75 millones de euros en 2014, mientras que la demanda del sector cocinas ascendió hasta los 425,59 millones. Por su parte el sector turístico catalán, apoyado en la mejora de la demanda interna española, pero en particular de la catalana, también volvió a crecer en 2014, alcanzando un nuevo récord de visitantes en hoteles (16,8 millones) y de pernoctaciones (por encima de los 50 millones). En este caso, sin embargo, y contrariamente a lo que ha sucedido en los últimos años, la contribución más relevante a la actividad del sector vino dada por la mejora de la demanda interna, gracias al buen comportamiento de los turistas catalanes. 

En cuanto al mercado inmobiliario de Cataluña, los datos mostraron un punto de inflexión ya que, por un lado, la recuperación de las ventas de vivienda fue superior a la observada en el conjunto de España (con lo que Cataluña acumula ya tres años de mejor comportamiento relativo), y, por otro, y aunque partiendo de niveles mínimos, la construcción de vivienda mostró una recuperación notable, lo que implica dejar atrás siete años de caídas consecutivas. Finalmente, en el apartado del mercado laboral, Cataluña continúa mejorando la recuperación iniciada a partir del tercer trimestre de 2013. En este sentido, las altas en la Seguridad Social muestran que la afiliación creció a un ritmo similar (en Cataluña y en España) al del conjunto de España, y que en 2015 dicho dinamismo se reforzó, apoyado en el sector privado. Sin embargo, a pesar de la mejora del mercado laboral y los avances de productividad, Cataluña mantiene la necesidad de continuar avanzando en la reducción del número de parados de larga duración, corregir las tendencias desfavorables de la demografía, mejorar los incentivos a la contratación a tiempo completo y progresar en la mejora del capital humano. 

Seguir leyendo...
publicidad
Copyright © 2017 - All Rights Reserved - EDIMICROS Programación y Web : webmaster@publimasdigital.com.